mayo 08, 2014

Comentario - Zonas húmedas (Charlotte Roche)

Comentario - Zonas húmedas, de Charlotte Roche. 160 págs. Alemán.

En esta ocasión toca hablar de un libro, que por lo demás no se puede terminar de llamar polémico sino extraño, que saltó hace un par de años en el ámbito internacional. Se trata de la primera novela de la escritora británica, pero que vive y trabaja en Alemania, Charlotte Roche; que además trabaja en la TV de ese país. Se trata de una novela "joven", con un estilo moderno, si es que eso sirve de justificación a lo que sea que quiso hacer. Quizá sea por ese exceso de modernidad que lo escatológico de su trama se confunde con la redacción, o mejor dicho, con la vitalidad de la novela, que deja la sensación en momentos de no saber porqué se está leyendo.

Se trata de la historia de Helen Memel, una joven de 18 años que sufre un accidente clínico por falta de cuidado en el proceso de depilación de sus partes íntimas (y me modero con el lenguaje porque ya ha sido mencionado todo una y otra vez en el libro). Por azares del destino, y descuido, sufre una fisura anal, lo que no deja de repetir en las primeras 30 páginas, y que es razón por la que es internada y operada en un hospital. Allí, y con la excusa de la desnudez forzada tras la operación, y con gusto exhibicionista, la joven nos cuenta el entramado de su vida sexual (que no es tan alocada), que se vuelve tan torpe y mañoso como artificial. Se supone que la novela trata de la libertad insufrible de esta joven, en una sociedad a la que se supone que la escritora hace alguna especie de crítica. Pero no parece llegar nunca a hacerlo. Se nota el tono humorístico con que fue escrito, pero en ninguna parte se ve el espíritu contestatario que se espera de la lectura preliminar.

En resumen, se trata de una colección de traumas infantiles y de grotescos actos anti-higiénicos. Si en algún punto se buscó que eso despertara una sensación de auto-crítica, eso nunca se siente en las páginas. La trama deja ver a una joven que es por demás estúpida, o algo, y con ideas que apenas llegan a aterrizar de lleno en el dialogo del libro, pero que no terminan de convencer al lector de la franqueza (gusten o no) con que fueron concebidas. Se trata de una novela que busca ser escandalosa, o hiriente, pero que apenas logra terminar por sí misma. Habla de una sexualidad que no se explora, y de un autoconocimiento femenino que tampoco termina de convencer del todo. Cuando mucho, esta novela es una larga crónica de una estancia en un hospital, donde el personaje central trata de ser lo más imbécil posible, y busca excusas torpes para seguir hablando de sí misma; y nunca se termina de entender el porqué hace lo que hace. Lo cual es una lástima, ya que la historia que apenas se comienza a entrever por la conducta de su familia, resulta más interesante que todo el libro... y jamás es explotada en lo más mínimo.

Sin duda es una novela interesante por el efecto que tuvo en Alemania en términos de ventas, pero no sobresale por ser transgresora, pornográfica o extravagante. Es un libro tibio, lleno de escenas repugnantes, y con vacíos en los personajes que se suman a Helen, ya que viven y mueren sin ninguna gloria. Le faltó mucho trabajo a Roche para que fuera más atrayente esta novela, lo que pudo ser si hubiera explotado la relación de los personajes o la psicología interna de la "anti-heroina". Pero en lugar de hacer eso, sólo busca herirlos o minimizarlos, dando por hecho que son  más vanos que el personaje principal. Si se trata de una novela sobre el egoísmo de una chica de 18 años, fue por buen camino, aunque no se distingue la intención claramente. Al finalizar el libro no queda muy claro que fue lo que se ha vivido, sea bueno o malo. Una primer novela que pudo dar mucho más de sí, pero que se fue por lo fácil y lo ridículo.

En lo personal encontré la lectura forzada y poco magnética, por lo que fue un alivio terminarlo. No obstante, puede que mi estado de viejo prematuro me haga ser muy severo con este libro; o sea la traducción al Castellano (Anagrama) la que me jodió el día. Si usted lo encuentra y logra pasar de las primeras 30 páginas sin cuestionarse si acaso no tiene nada mejor que hacer que leer esta novela, quizá le parezca una joya moderna. Yo estoy harto del ano de Helen y de sus pobres aventuras hacia la... ni siquiera sé a dónde va todo esto. Quizá la autora tenga otras obras de mayor calidad, lo que desconozco ahora. En la de mientras seguiré leyendo otros libros.

E. Adair Z. V.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...